domingo, 22 de julio de 2018

Niño, el amor tiene
espacios derruidos
y sombras miserables
que gruñen y se quejan
cuando tu voz se acerca.

Muchacho, el amor puede
abrirse en una hora
y morir en la sombra
sin llegar hasta el sol
que los días prometen.

Hombre, el amor deja
capillas de costumbres
y flores en el campo
después que sucediera
lo que no te gustara.


No hay comentarios: